Sunday, 19th November 2017
OTHER NEWS Article
Advertisment

This Month's Magazine
La NASA descubre 7 exoplanetas muy parecidos a la Tierra y potencialmente habitables

La NASA descubre 7 exoplanetas muy parecidos a la Tierra y potencialmente habitables

Astrofísicos de Hardvard y del Centro Harvard-Smithsonian han determinado que la posibilidad de vida en el nuevo sistema de exoplanetas TRAPPIST-1 es más elevada que en la tierra, de lo que han informado en un estudio publicado el 2 de marzo.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Confirma que es muy posible la vida en un sistema planetario más allá del Sol. Alrededor de la estrella enana fría TRAPPIST-1, ubicada en la constelación de acuario a 39 años luz de nuestro planeta.

Este sorprendente sistema solar está gobernado por TRAPPIST-1, una estrella enana ultrafría, que recibe este nombre porque sólo tiene el 8% de la masa del Sol. Es algo más grande que el planeta Júpiter. Aunque no hay que imaginársela como una
estrella pálida y fría. Se trata de una estrella más roja que el Sol y, aunque obviamente no brilla con la misma fuerza, los planetas más interiores probablemente sean demasiado calientes para albergar agua líquida. Todo el interés científico recae en los siguientes tres planetas que orbitan en la zona habitable de la estrella. Estos podrían albergar océanos de agua en sus superficies. El último planeta, el más exterior, es probable que esté demasiado frio para albergar agua liquida. La NASA ha descrito a este último planeta como un mundo helado, una especie de bola de nieve.

 


Advertisment

Algo muy curioso es que las órbitas de los planetas son tan cercanas que un observador sobre la superficie de uno de estos mundos podría contemplar el firmamento y ver las características geológicas o las nubes de los mundos vecinos, más grandes que cuando vemos la Luna desde la Tierra. Según los científicos, ello facilita la transferencia de moléculas orgánicas desde un cuerpo celeste a otro, fenómeno conocido por la ciencia como panspermia.

Otra curiosidad es que los planetas descubiertos dan siempre la misma cara a su estrella, otravez como la Luna a la Tierra. Esto los convierte en mundos en los que es eternamente de día en un hemisferio y de noche en el otro. Las diferencias de
temperaturas serían enormes y habría una meteorología dominada por fuertes vientos de la cara soleada a la oscura. Esta situación puede ser favorable para la vida.

La gran duda sobre los siete planetas terrestres es si tienen atmósfera. Esta envoltura de gases es esencial para generar efecto invernadero, atenuar las temperaturas y permitir que pueda existir agua líquida. También es un escudo para la peligrosa radiación ultravioleta.



Add Your Comments:
Other related businesses